El futuro de los Balcanes

Serbia oscila peligrosamente entre Europa y Rusia. Desde la UE se intenta acercar posturas con el gobierno serbio para su futura incorporación. Pero la firma del acuerdo previo a la adhesión se hace esperar debido al boicot de Holanda, que exige la entrega por parte de Serbia del criminal de guerra Mladic.

Sin embargo, nada más lejos de la realidad, Europa no tiene un proyecto de futuro para la zona más allá de la independencia de Kosovo y no deja de dar pasos diminutos y vacios de contenido, falsas promesas para una población que ya está harta de esperar y de las humillaciones.

By Nowel

 

 

Putin califica de “inmoral” la independencia de Kosovo

AGENCIAS – Sofía – 19/01/2008  

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, dijo ayer en la capital búlgara, Sofía, que la declaración unilateral de la independencia de Kosovo por parte de los países occidentales sería “ilegal e inmoral”, y Rusia “no podrá apoyar tal decisión”. Putin añadió en rueda de prensa: “Consideramos que las negociaciones para regularizar Kosovo deben continuar con el fin de encontrar un compromiso que sea conveniente tanto para los albaneses como para los serbios de Kosovo”.

La abrumadora mayoría albanesa del territorio, una provincia serbia bajo la Administración de Naciones Unidas desde el fin de la guerra de 1999, espera que sus autoridades proclamen la independencia en las próximas semanas. Rusia acusa a Occidente de animar a los líderes kosovares a seguir ese camino con la promesa de que apoyarán esa decisión unilateral.

Serbia, apoyada por Moscú, insiste en que cualquier cambio de las fronteras supondría la violación del derecho internacional y asegura que la independencia de ese territorio desestabilizaría no sólo la frágil región de los Balcanes, sino también otros focos secesionistas en el mundo. Las autoridades serbias anunciaron que si los albaneses proclaman de forma unilateral la independencia harán todo lo posible para anular sus efectos con “medios diplomáticos, políticos, económicos y jurídicos”, pero no recurrirán a la fuerza.

El Gobierno ruso, miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU con poder de veto, ha venido bloqueando los intentos occidentales de que la independencia de Kosovo reciba la bendición de Naciones Unidas.

Thaçi anuncia que la independencia de Kosovo “es cuestión de días”

Tras una reunión en Bruselas, el primer ministro kosovar afirma que sólo quedan pendientes algunos procedimientos.- Espera una estrecha colaboración con Washington y Bruselas para concretar la separación de Serbia

AGENCIAS – Bruselas – 24/01/2008

El primer ministro kosovar, Hashim Thaçi, ha anunciado hoy en Bruselas que la independencia de Kosovo “es cuestión de días” y que sólo quedan “algunos procedimientos pendientes” antes de lo que aventuró como el “reconocimiento masivo” de un nuevo estado por parte de EE UU y la Unión Europea. 

“Kosovo está preparada y es cuestión de días” que se produzca su separación de Serbia, ha dicho Thaçi a los periodistas tras reunirse con el Alto Representante europeo para Política Exterior y de Seguridad Común, Javier Solana, y el comisario europeo de Ampliación, Olli Rehn.

Solana ha asegurado a los periodistas, antes de que Thaçi tomara la palabra, que no se había tratado sobre el futuro estatuto de Kosovo durante el encuentro. Thaçi ha afimado que “Kosovo sigue preparado para declarar hoy su independencia”, si bien ha matizado que Prístina “respetará algunos procedimientos” antes de declarar su independencia. “Washington y Bruselas tomarán al mismo tiempo la decisión conjunta sobre el estatuto de Kosovo” y cuándo declarar la independencia de la todavía provincia serbia, ha explicado el líder kosovar.

“Trabajaremos muy estrechamente para declarar la independencia de Kosovo a través de la cercana cooperación con Washington y Bruselas”, ha afirmado. “Necesitamos una decisión unida y para eso tenemos una confirmación de nuestros socios” al respecto. Ha recalcado que “Kosovo está listo, unido” y que se proclamará la independencia “muy pronto en Prístina”. “Creo que tendremos un reconocimiento masivo de Estados Unidos, la UE y otros países vecinos de Kosovo”, ha pronosticado el primer ministro kosovar.

En su primer viaje a Bruselas en calidad de jefe de Estado de Kosovo, Thaçi ha asegurado que aunque en la reunión no se habló de fechas, ha abordado con Solana “muchas cuestiones” importantes para “el futuro de Kosovo” y su “colaboración” con la UE, tales como la futura “Constitución y símbolos” que adoptará Kosovo una vez resuelto el proceso estatutario de la provincia serbia de mayoría albanesa.

“El proceso estatutario (de Kosovo) está terminado, ahora sólo falta proclamar (la independencia) en Prístina y comenzar el reconocimiento desde Washington y Bruselas”, ha recalcado. Por su parte, Solana ha precisado que ambos abordaron “cuestiones importantes”, tanto para la Unión Europea como para Kosovo en el almuerzo que hoy compartieron en Bruselas, donde también aprovecharon para “revisar los importantes acontecimientos que se están desarrollando en la región” en una posible alusión a las elecciones en Serbia.

EDITORIAL

Encrucijada serbia

Más que nunca, con Kosovo de por medio, el país balcánico decide entre el este y el oeste

24/01/2008

Serbia, siempre convaleciente, se halla una vez más en la encrucijada de elegir entre un pasado tenebroso y los elementos que lo configuraron hasta acabar destruyendo violentamente lo que fuera Yugoslavia o mirar definitivamente hacia adelante y aspirar a integrarse en la Unión Europea. Eso es lo que se decide, el 3 de febrero, en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales que el domingo dieron cuatro inquietantes puntos de ventaja al ultranacionalista Tomislav Nikolic -vicario de Vojislav Seselj, procesado en La Haya por crímenes de guerra- frente al actual presidente serbio, el prooccidental Borís Tadic.

Por Serbia el tiempo pasa peligrosamente despacio. La elección del día 3 es la repetición, cuatro años después, de otra segunda vuelta de unas presidenciales en las que también Nikolic venció a Tadic en la primera. Pero, a diferencia de entonces, y para otorgar mucho más alcance al próximo pronunciamiento de los serbios, Kosovo no había alcanzado en 2004 el punto de ebullición actual. Tras dos años de negociaciones fracasadas auspiciadas por la ONU, la todavía provincia serbia de mayoría albanesa, liberada por los bombarderos de la OTAN en 1999 de la limpieza étnica de Milosevic, proclamará su independencia a lo más tardar en marzo, con el beneplácito de EE UU y de la gran mayoría de los países europeos. Su primer ministro, el ex guerrillero Hashim Thaci, perfila en Bruselas la agenda del acontecimiento. Para el antioccidental Nikolic, la secesión de Kosovo, que los serbios consideran cuna de su cultura, es anatema. Llegado el caso, dice, Serbia debe dar la espalda a Europa y echarse en brazos del histórico aliado ruso. Un predispuesto Putin firma mañana con Belgrado su inclusión en los multimillonarios planes de expansión del gigante energético Gazprom.

La palabra final corresponde exclusivamente a los serbios, y las señales son desalentadoras si tomamos como ejemplo el de su cooperación con La Haya. Grandes criminales de guerra como Rat-ko Mladic y Radovan Karadzic todavía siguen huidos, pese a las repetidas promesas de Belgrado de entregarlos al alto tribunal de la ONU. Pese a ello, y por ello, Bruselas debe hacer en los próximos días todos los esfuerzos políticos razonables para intentar convencer a los serbios de que su futuro más decente radica inequívocamente en la Europa democrática.

Rusia dice que Kosovo será un precedente para 200 territorios

PILAR BONET – Moscú – 24/01/2008

El ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, advirtió ayer del “efecto desestabilizador de cualquier proceso separatista” y afirmó que la independencia de la región serbia de Kosovo “creará un precedente objetivo para unos 200 territorios en distintos Estados del mundo”. Esto no supone que Moscú reconozca los enclaves secesionistas herencia de la desintegración de la URSS en 1991.

Rusia “jamás ha anunciado que reconocerá inmediatamente a Abjasia y Osetia del Sur en caso de que se reconozca la independencia de Kosovo”, afirmó Lavrov, refiriéndose a dos enclaves independizados unilateralmente tras vencer en conflictos armados con Georgia, país del que son parte formalmente.

El ejemplo de Kosovo hará concebir esperanzas a otros que “esperarán un trato semejante para sí”, señaló el ministro en una rueda de prensa. Lavrov acusó a la UE de “forzar los fundamentos jurídicos para sus planes políticos” y de “intentar convencer a todos” de que la resolución 1244 (del Consejo de Seguridad de la ONU) no excluye la independencia y que la autonomía de Kosovo mencionada en ella es “sólo para un periodo de transición”. Este enfoque “no aguanta ninguna crítica”, sentenció.

Reproches a la UE

Lavrov reprochó a la UE de utilizar de “forma muy fea y sucia desde el punto de vista jurídico” una resolución “escrita de forma simple y clara”, “adoptada por consenso” y “de obligado cumplimiento” para “fundamentar una idea política” cuyo objetivo “nadie nos ha sabido explicar de forma inteligible”.

Refiriéndose a los serbios residentes en enclaves dentro de Kosovo, Lavrov preguntó retóricamente si la OTAN se dispone a “recurrir a mecanismos coactivos” para obligarles a permanecer en el territorio unilateralmente independizado.

Afirmó Lavrov que en la UE hay “cabezas con sentido común” que reflexionan sobre las consecuencias de la independencia de Kosovo y aconsejó no evadirse de un tema “complicado” con la fácil explicación de que “no se puede aguantar más el statu quo”.

Por otra parte, Moscú refuerza sus vínculos con Serbia en vísperas de la segunda vuelta de los comicios presidenciales del 3 de febrero, y los dos candidatos, Boris Tadic, el actual titular, y su rival, Tomislav Nikolic, acudirán a Moscú en los próximos días.

El primer ministro de Kosovo asegura que el enclave será independiente “en días”

R. M. DE RITUERTO – Bruselas – 25/01/2008

Hashim Thaci, primer ministro de Kosovo, anunció ayer en Bruselas que Pristina proclamará “muy pronto” la independencia de la provincia, para la que, dijo, ya tiene sustancial apoyo de la comunidad internacional. “Es cuestión de días”, respondió cuando se le reclamó mayor precisión. Informaciones de radio en Kosovo han asegurado esta semana que la fecha elegida es la del próximo 6 de febrero, tres días después de la segunda vuelta electoral para las presidenciales en Serbia.

El jefe del Gobierno kosovar concluye hoy con una reunión con el secretario general de la Alianza Atlántica, Jaap de Hoop Scheffer, dos días de visita a Bruselas, dedicados a perfilar planes para el futuro del territorio como república independiente.

Tras almorzar ayer con Javier Solana, el coordinador de la política exterior comunitaria aseguró que no habían discutido sobre la fecha de la declaración de independencia, asunto que quedará para otra posterior cita. Thaci manifestó que “Kosovo está ya preparado y unido” para la declaración, que se producirá “en Pristina muy pronto”. No quiso ser más explícito ni comentar sobre la fecha del día 6. “Es cuestión de días”, concedió. Según él, “tras la proclamación habrá un reconocimiento masivo: EE UU, la UE y los países vecinos”.

Thaci desmintió que se le estuviera presionando para retrasar la proclamación hasta después de las elecciones en España, el próximo 9 de marzo. El líder kosovar, antiguo jefe guerrillero calificado en su día como terrorista por un diplomático de EE UU, se entrevistó también con Olli Rehn, comisario responsable de la Ampliación.

El Ejecutivo comunitario se vio ayer sorprendido por la foto publicada el pasado martes por EL PAÍS, en la que Marija Serifovic -nombrada el mes pasado, junto a otras 14 personas, embajadora de la UE para el Año Europeo del Diálogo Intercultural- flanqueaba y aplaudía a Tomislav Nikolic, el candidato nacionalista a la presidencia de Serbia, que disputará con Boris Tadic, el favorito de Occidente. Aunque ambos se oponen a la independencia de Kosovo, Nikolic, líder del Partido Radical, propone el estrechamiento de la alianza de Belgrado con Moscú y dar la espalda a la UE.

Los líderes albaneses empiezan a preparar el documento de proclamación de independencia de Kosovo

Se habla como posibles fechas para concretar la autonomía de Serbia el 6 y el 17 de febrero o el 9 de marzo

EFE – Prístina – 28/01/2008

Los líderes albano-kosovares se han reunido hoy en Prístina para ultimar los preparativos de la proclamación de independencia en una reunión en la que han participado el primer ministro de Kosovo, Hashim Thaçi, el presidente kosovar, Fatmir Sejdiu, y el presidente del Parlamento, Jakup Krasniqi.

En declaraciones a la prensa, Thaçi ha reiterado que los albano-kosovares aplicarán el “plan de Martti Ahtisaari”, el que fue mediador de la ONU en las negociacones del estatuto, que prevé una soberanía tutelada para Kosovo. Según el primer ministro, el texto de la declaración contendrá la invitación a los países miembros de la Unión Europea (UE) para que envíen una misión civil y policial que supervise los procesos en Kosovo, junto con la OTAN, encargada de velar por la seguridad.

Mientras, crecen los rumores sobre la posible fecha de la proclamación de la independencia y se habla del 6 y el 17 de febrero y el 9 de marzo, que coincide con las elecciones en España. El diario Koha Ditore asegura hoy, citando fuentes diplomáticas, que EE UU prefiere que la proclamación sea en febrero, aunque los países de la UE dispuestos a reconocer la independencia de Kosovo intentarán aplazarlo debido a los comicios en España. No obstante, las fuentes del diario indican que la posibilidad de un aplazamiento “son mínimas si España no se compromete a reconocer la independencia de Kosovo”.

Serbia asegura que la independencia de Kosovo será el 17 de febrero

Un ministro serbio afirma que su Gobierno tiene esas informaciones después de una reunión con representantes europeos

EFE – Belgrado – 08/02/2008

El ministro serbio para Kosovo, Slobodan Samardzic, ha declarado hoy que su Gobierno tiene informaciones de que los líderes albanokosovares proclamarán el próximo día 17 la independencia unilateral de esa provincia de Serbia. “El Gobierno recibe cada vez más informaciones relevantes de que Hashim Thaçi (el primer ministro kosovar) proclamará el domingo, 17 de febrero, de forma ilegal y unilateral, la independencia de Kosovo”, ha indicado el ministro en un comunicado, sin especificar las fuentes de esas informaciones.

La nota ha sido divulgada por la oficina de prensa gubernamental después de una reunión de Samardzic en Belgrado con el funcionario de la Unión Europea (UE) Stefan Lehne, asesor del alto representante europeo para la política exterior, Javier Solana.

Samardzic ha dicho que la UE “intenta a toda costa firmar antes del día 17 con Serbia cualquier acuerdo, porque de esa forma la firma de Serbia sería en realidad una firma para la independencia de Kosovo”. El ministro asegura que con ese documento Serbia justificaría la segregación del 15% de su territorio y la violación flagrante de la Carta de la ONU y de la Resolución 1.244 del Consejo de Seguridad sobre Kosovo.

Los albaneses, que son una contundente mayoría de la población en Kosovo, ultiman los preparativos para proclamar la independencia, en coordinación con la UE y Estados Unidos, por quienes esperan ser reconocidos, pese a la oposición de Serbia y de carecer del visto bueno del Consejo de Seguridad de la ONU.

La aparente inclinación de muchos países europeos a apoyar esa independencia unilateral ha causado en los últimos días una crisis en el Gobierno serbio, después de que Kostunica rechazara firmar un acuerdo político y comercial con la UE, ofrecido recientemente. Sus socios de la coalición gubernamental, encabezados por el presidente serbio, Boris Tadic, aseguran que el acercamiento de Serbia a la UE y la solución del estatuto de Kosovo son asuntos separados, y están a favor de la firma del mencionado acuerdo.

Kosovo afirma que cien países reconocerán su independencia

La secesión se producirá el 17 de febrero, según Serbia

RAMÓN LOBO (ENVIADO ESPECIAL) – Pristina – 09/02/2008

La fecha está tan cerca que una de las principales tiendas de Pristina ha dado vacaciones a sus empleados y colgados el cartel de “Cerrado hasta después de la independencia”. La Orquesta Filarmónica de Kosovo ensaya el Himno a la alegría, de Beethoven, y los periódicos publican numerosos consejos, como el de no disparar al aire durante los festejos.

Todo apunta a que el Día D será el 17 de febrero, según declaró ayer el ministro serbio para Kosovo, Slobodan Samardzic, al insistir en que la independencia será proclamada “de forma ilegal y unilateral”. En toda la ciudad fluye una felicidad extraña, una forma de saludar y sonreír propia de las vísperas de los acontecimientos históricos. “Se ve en las caras. Estamos al final de una larga espera, a punto de ser dueños de nuestro destino”, afirma Mirsad Krasniqi, de 48 años, que trabajó en la editorial albanesa Rilindja, la principal en la época comunista, y ahora vende su biblioteca para sobrevivir al desempleo.

En el bulevar Madre Teresa, la gente intercambia los últimos rumores. Todos tienen familiares en el extranjero que aguardan noticias sobre la fecha para coger un avión y sumarse a la fiesta. Según el primer ministro kosovar, Hashim Thaci, “unos cien países están dispuestos a reconocer la independencia de Kosovo inmediatamente”.

Sentado en un banco del paseo, el señor Fluat parece vigilar la llegada de la independencia. Tiene 68 años y apenas cobra 40 euros de pensión. Viste traje oscuro y corbata roja y negra, los colores de la bandera nacional albanesa. “Siempre la llevo”, dice esbozando una sonrisa. “Estamos a punto de ser verdaderamente libres tras un siglo de sufrimiento. Después llegarán las inversiones extranjeras y habrá trabajo para los jóvenes. Pronto seremos como Suiza”.

“Kosovo es un guiso que está en su punto. Si no se retira del fuego, la comida se estropeará y la olla podría explotar”, asegura Nerimane Kamberi, escritora y profesora de francés en la Universidad de Pristina. “No me preocupa si el Gobierno de Belgrado cae y celebran elecciones generales en mayo. Eso pertenece a su historia. La independencia de Kosovo pertenece a la nuestra. Desde 1999 cada uno sigue su propio camino”, añade.

“Es mejor que Serbia acuda a las urnas libre de Kosovo para que pueda tomar la decisión sobre Europa teniendo en cuenta sólo los intereses de Serbia”, asegura Lulzim Peci, director del Instituto Kosovar para la Investigación y Desarrollo Político. Todo está preparado para la independencia: la fuerza de la OTAN en el territorio (Kfor) ha desplegado tropas de refuerzo en el norte de Mitrovica, una de las zonas potencialmente calientes. Fuentes de la UE reconocen que el 17 es la fecha más probable y que existe consenso sobre que la demora favorece a los extremistas de Serbia y Kosovo.

 

En azul los paises que reconocen o reconocerán oficialmente la independencia de Kosovo

En la naranja los paises que la rechazan

En gris los paises que no se han pronunciado al respecto

España defiende una posición de unidad de la UE ante la secesión

R. M. DE R. – Bruselas – 08/12/2007

A España no le gusta el proceso que va a acabar en la independencia de Kosovo y sigue sin pronunciarse sobre lo que vaya a hacer a la hora de la verdad ante uno de las cuestiones más cruciales de Europa.

La consigna es hablar de trabajar por la unidad de la Unión Europea, unidad imposible dadas las manifestaciones hechas por algunos Gobiernos de quienes, pese a su rechazo de la secesión kosovar, se espera una abstención constructiva con los planes de reconocimiento de la Unión.

El secretario de Estado para Asuntos Europeos, Alberto Navarro, expresó gráficamente antes del verano la incomodidad española ante la independencia de Kosovo al asegurar que no se puede estar cambiando cada mes los mapas políticos de Europa.

También señaló que en nombre de la unidad europea y de la comunidad internacional, España haría lo que decidiese la mayoría. Miguel Ángel Moratinos resolvió ayer el dilema pidiendo tiempo al tiempo. “Hay que esperar y buscar la unidad de la Unión Europea y el respeto a la legalidad internacional, premisas en las que se va identificar la posición española”. La primera cita será el próximo lunes en Bruselas, en la reunión preparatoria del Consejo Europeo previsto para el viernes.

Un conocedor de las interioridades kosovares en Bruselas asegura que España ha prometido a Pristina reconocer su independencia tras las elecciones de marzo, extremo sobre el que ninguna fuente oficial española se quiere manifestar. “Nosotros no seremos de los primeros en el reconocimiento”, es lo más que se concede

La UE anuncia “unidad europea” para un Kosovo independiente

Rusia advierte de que una declaración unilateral de independencia de Kosovo traerá malas consecuencias

AGENCIAS – Pristina – 10/12/2007

A la espera de una resolución de la ONU, la Unión Europea tiene una posición común y favorable con respecto a la posible independencia de Kosovo. Así lo han dicho esta mañana el ministro de Exteriores de Suecia, Carl Bildt, y el Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Javier Solana, minutos antes de reunirse con los ministros de Asuntos Exteriores de la Unión para debatir el informe del mediador europeo en la troika internacional, Wolfgang Isching.

El mismo día que concluye el plazo de la mediación de la troika (formada por la Unión Europea, Estados Unidos y Rusia) su mediador lleva a la mesa de debate europea unas conclusiones contundentes: la troika ha fracasado en su intento de poner de acuerdo a serbios y kosovares sobre el futuro estatuto territorial de la región. Sin embargo, tal y como ha asegurado el ministro sueco, de los 27 países miembros de la Unión, todos menos uno están preparados para aceptar la independencia de la provincia de Kosovo, mientras la ONU tiene que hacer una declaración formal.

La UE pretende hacer frente común y demostrar la eficacia de una política exterior conjunta, además de evitar que se desencadene una situación conflictiva e incluso violenta, a través de bazas como el camino abierto hacia la futura integración de Serbia en la Unión. Sin embargo, los ministros de exteriores no han querido señalar el país que se ha opuesto a la posición común, pero el titular de Exteriores de Luxemburgo, Jean Asselborn, ha apuntado que el único que reconoce que la independencia de Kosovo sería “un enorme problema” ha sido Chipre.

Por su parte, Rusia ha alertado a Occidente de que una declaración de independencia unilateral de Kosovo podría causar una reacción en cadena negativa y muchos problemas en la región de los Balcanes y otras áreas del mundo. Según ha afirmado el ministro de Exteriores ruso, Sergei Lavrov, “la independencia no será sin consecuencias”.Hoy también se han reunido los líderes albanokosovares que han ratificado su voluntad de coordinar una eventual proclamación unilateral de la independencia de Kosovo con Estados Unidos y la UE para asegurarse el reconocimiento internacional.”El día de hoy marca la conclusión de todas las negociaciones y es el inicio de las consultas con los socios internacionales sobre los próximos pasos hacia la proclamación de la independencia”, ha afirmado Skender Hyseni, portavoz del grupo negociador albanés.

El Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas se reunirá el próximo día 19 para discutir sobre los siguientes pasos para solucionar el conflicto entre Pristina y Belgrado. Serbia y Rusia piden que continúen las conversaciones, mientras que EE UU, Reino Unido, Francia y Alemania ven como única opción el ‘plan de Ahtisaari’, que establece la independencia supervisada de Kosovo.

Mientras se desarrollaban las reuniones, al menos 3.000 kosovares se han congregado hoy en una plaza del centro de Pristina para participar en una concentración pro independentista. Estudiantes universitarios y otros manifestantes han recorrido las calles de la capital de Kosovo -con banderas estadounidenses y albanas y portando carteles en los que se leía ‘La independencia es la única opción’ y ‘Europa, muestra alguna unidad’- hasta concentrarse cerca del Parlamento para exigir la independencia.

FATMIR SEJDIU, presidente de Kosovo: “No debemos ser un precedente”

09/02/2008

Fatmir Sejdiu, de 57 años, pronto dejará de ser el presidente de una provincia serbia bajo la Administración de Naciones Unidas para convertirse en el jefe de Estado de un nuevo país. “Estamos en la cuenta final. Se están llevando a cabo los últimos preparativos coordinados con nuestros amigos de la UE y EE UU”.El presidente de Kosovo está convencido de que España superará sus últimas reservas y estará en la línea de la UE.

“Kosovo no debe ser un precedente para nadie”, dice en referencia a los temores de algunos países, entre ellos España, de que la secesión kosovar sirva de precedente y excusa para otros nacionalismos, como el vasco o catalán. “Kosovo pertenecía en igualdad de condiciones a una federación que ha sido disuelta violentamente. Nunca fuimos parte de Serbia de forma voluntaria. Fuimos despojados de nuestra autonomía por el régimen de Milosevic en 1989. Aquí ha tenido lugar un genocidio, una limpieza étnica. Más de un millón de personas fueron expulsadas de sus casas y tierras. Kosovo está administrada por la ONU desde el final de la guerra en 1999. El 90% de la gente quiere la independencia. No creo que sea un caso comparable a ningún otro”.”Serbia no tiene nada que decir sobre Kosovo”, asegura.

Sejdiu está convencido de que la independencia kosovar será buena para Serbia, que podrá empezar su auténtica transición y democratización. “Belgrado habla de Kosovo apoyado en sus mitos. No puede gobernar la historia. Ellos llegaron a estas tierras en el siglo XII cuando nosotros ya estábamos aquí”. Añade que los “serbios de Kosovo están secuestrados por Belgrado” y afirma que se integrarán en la vida kosovar tras la independencia”.

Los líderes serbios dicen que “anularán” una independencia unilateral de Kosovo

Las autoridades albanokosovares se preparan para proclamar su autonomía en los próximos días

EFE – Belgrado – 11/02/2008

El presidente serbio, Boris Tadic, y el primer ministro, Vojislav Kostunica, han reafirmado hoy la política nacional común sobre Kosovo y han anunciado que Belgrado “anulará” la independencia unilateral de esa provincia de mayoría albanesa que se proponen declarar las autoridades albanokosovares.”Hay peligro real de que en breve se produzca la proclamación ilegal de la independencia unilateral de Kosovo, y por eso todas las instituciones estatales deben tomar decisiones y medidas sobre la anulación de esos actos ilegales”, se señala en un comunicado de la oficina de prensa gubernamental.

La nota ha sido difundida después de una reunión de Tadic, Kostunica y el presidente del Parlamento serbio, Oliver Dulic, celebrada en un intento de superar la crisis en la coalición gubernamental que podría desestabilizar Serbia ante el difícil reto de la independencia unilateral de Kosovo.

Tadic ha convocado para mañana una reunión del Consejo Nacional de Seguridad, que debería debatir los “planes de acción” en caso de la proclamación de la independencia por parte de los albanokosovares. Por su parte, Kostunica ha anunciado para el jueves 14 de febrero una sesión del Gobierno, que debería adoptar una decisión sobre la anulación de “los actos ilegales” de los líderes albanokosovares, que se activaría en el momento de la proclamación de la independencia unilateral, según el comunicado. El Gobierno presentará su decisión al Parlamento para su debate y aprobación.

Los albanokosovares, la mayoría de la población de esa provincia serbia, ultiman los preparativos para proclamar su anhelada independencia, posiblemente el próximo domingo, pese a la rotunda oposición de Serbia.

La UE y Rusia, sin superar las diferencias sobre Kosovo

Moscú dice que no aplicará sanciones a esa provincia serbia ni a los países que respalden su independencia

AGENCIAS – BRDO – 13/02/2008

La Unión Europea y Rusia no han podido hoy superar sus diferencias acerca de las intenciones de Kosovo de proclamar su independencia. Sin embargo, Moscú ha afirmado que no tiene previsto aplicar sanciones a esa provincia serbia o a los países que le respaldan. Se espera que la mayoría albanesa en Kosovo declare la independencia en los próximos días, y el ministro ruso de Exteriores, Sergei Lavrov, ha dicho después de sus conversaciones con sus homólogos europeos que dudaba que la sesión del Consejo de Seguridad de la ONU, prevista para mañana, pueda provocar un cambio de curso.

“Rusia no tiene en su repertorio político ningún tipo de medidas para castigar a nadie, pero consideramos que la proclamación de la independencia de Kosovo y su reconocimiento sería un error”, ha declarado. Lavrov se ha pronunciado de este modo en una rueda de prensa en Eslovenia, después de conversar con el Alto Representante de la UE para la Política Exterior y de Seguridad Común, Javier Solana, la Comisaria Europea de Relaciones Exteriores y la Política de Vecindad, Benita Ferrero-Waldner, y el secretario de Estado francés del Ministerio de Asuntos Exteriores y Europeos, Jean-Pierre Jouyet.

Tras reiterar las posturas rusas de que la independencia de Kosovo sería contraria al derecho internacional, al Acta final de Helsinki y a las decisiones de la ONU, ha añadido que Rusia ha apoyado por estas razones la demanda de Serbia de una sesión del Consejo de Seguridad sobre la provincia serbia de mayoría albanesa.

“No somos del todo optimistas respecto a la sesión de mañana, pero debimos recurrir al Consejo de Seguridad, porque es el responsable de la seguridad internacional, que ha trazado los parámetros de la solución para Kosovo, que algunos están tratando de pasar por alto y socavar unilateralmente”, ha afirmado.Lavrov ha agregado que la continuación de las negociaciones entre los serbios y los albano-kosovares serían posibles “si no hubiera otros que llevan a estos últimos de la mano y les prometen la independencia”. Sin embargo, el ministro ruso dijo que el problema de Kosovo fue tratado hoy en Brdo entre él y la ‘troika’ europea “como entre amigos que tratan de entenderse uno al otro”.

Rusia envía ayuda a los serbios de Kosovo

 

El presidente ruso, Vladímir Putin, dio órdenes ayer para que el Gobierno organice ayuda humanitaria para los serbios de Kosovo. Moscú no ha reconocido la independencia de esa región, poblada mayoritariamente por albaneses musulmanes, y ha advertido que Kosovo sienta un peligroso precedente. Rusia apoya a Serbia, con quien tiene históricos lazos culturales por ser ambos países eslavos y de religión cristiano ortodoxa.

 

Verdad es que Putin, al dar las instrucciones correspondientes a su primer ministro, subrayó que la decisión no está dictada por motivaciones políticas. “Una parte del problema son las cuestiones políticas y otra las humanitarias. Y si examinamos los problemas humanitarios de Kosovo debemos partir de la base de que la población de esa región debe sentirse normal, independientemente de la nacionalidad a la que pertenece”, declaró Putin.

El líder ruso intervino en la reunión del Gobierno después de que el ministro de Exteriores, Serguéi Lavrov, dijera que la situación humanitaria se ha deteriorado en las áreas de Kosovo pobladas por serbios. Belgrado, señaló Lavrov, ha pedido ayuda, concretamente medicinas, equipos médicos, productos alimenticios e higiénicos.

 

La UE rompe el hielo con Serbia

El ministro de Exteriores serbio se reúne con sus colegas europeos, pero evita un encuentro con líderes kosovares

AGENCIAS – Brdo – 29/03/2008

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea han roto el hielo hoy con Serbia, y han mantenido sus primeras conversaciones con Belgrado desde que la mayoría de los países del bloque reconoció la declaración de independencia de Kosovo. El ministro serbio de Exteriores, Vuk Jeremic, se ha reunido con sus colegas del bloque de los 27 durante un desayuno en una antigua finca del fallecido líder yugoslavo Josip Broz Tito en Eslovenia, pero se ha retirado antes de que comenzara un encuentro con los países balcánicos, incluido Kosovo.”Fue una discusión amistosa y constructiva”, ha dicho a los periodistas Dimitrij Rupel, el ministro de Exteriores de Eslovenia, país ejerce actualmente la presidencia de la UE. “Jeremic, por supuesto, se quejó un poco, los europeos se quejaron un poco, pero al final creo que dijimos lo que queríamos decir”.

Jeremic ha asegurado hoy que “a pesar de todas las diferencias” su país sigue “comprometido con la integración europea”. El ministro serbio, aliado del presidente serbio Boris Tadic, ha dicho que regresaba inmediatamente a Belgrado para asistir al lanzamiento de la campaña de su partido, de cara a las elecciones parlamentarias del 11 de mayo. De esta forma se ha escabullido de un encuentro con el primer ministro kosovar, Hashim Thaci, quien se ha unido a los ministros de Croacia, Bosnia, Montenegro, Macedonia y Albania para discutir con la UE la senda que debe seguir toda la región para ingresar en el bloque.

Tras reiterar el rechazo de Belgrado a la secesión de Kosovo, que considera como un acto ilegal sin el mandato de las Naciones Unidas, Jeremic ha afirmado que no esperaba que la UE extendiera a Thaci la recepción usual que se ofrece a los líderes nacionales.Al ser consultado por los periodistas de si se sentía decepcionado de que no se encontraría con Jeremic, Thaci ha dicho a su llegada que: “Kosovo quiere buenas relaciones con todos nuestros vecinos… y esperamos que muy pronto tengamos una buena relación con Serbia también”.

Jeremic ha destacado además hoy que España es un “gran amigo” de Serbia por su negativa a reconocer la independencia de Kosovo y su apoyo a una solución negociada y respaldada por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas. Jeremic ha asegurado que Belgrado seguirá luchando por preservar su soberanía sobre Kosovo aunque al mismo tiempo se mostró partidario de acelerar su entrada en la Unión Europea.”Serbia se siente muy reconfortada por la posición del Gobierno español de que este problema debe resolverse mediante la negociación pacífica que lleve a una solución de compromiso respaldada por el Consejo de Seguridad”, ha dicho el ministro serbio de Asuntos Exteriores. “España es un gran amigo de Serbia”.

 Jeremic se reunió el viernes por la noche a solas con su “buen amigo” el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Angel Moratinos, y discutieron no sólo de Kosovo sino también sobre la “perspectiva europea” para los Balcanes y sobre “qué podemos hacer juntos para facilitar el proceso de integración europea de Serbia”, según explicó el jefe de la diplomacia serbia.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: